12 - 12 - 2013

Todo el mundo aspira a la felicidad, y sin embargo, pocas personas se atreverán a admitir que lo son de manera permanente. A lo sumo, reconocemos momentos fugaces de felicidad. Y en muchos casos, escucharemos que la felicidad permanente simplemente no existe. Y sin embargo, existen tradiciones milenarias que lo ven de otra manera, entre ellas el budismo, que plantea la idea de que todos los seres tienen un deseo innato de acercarse a la felicidad y evitar el sufrimiento.

budismo
El budismo es actualmente una de las religiones más importantes del mundo. Originario del área india del Ganges y difundido por la mayor parte de Asia, se ha ido implantando en todo el mundo occidental. Esta religión es un camino de enseñanzas prácticas que se basan en las enseñanzas de Buda.

Las enseñanzas de Buda son un tesoro de sabiduría que ha sido transmitido de maestro a estudiante durante más de 2500 años. Se han desarrollado muchos estilos diferentes de enseñar, pero todas las escuelas de budismo enseñan a través de formas de meditación y estudio.

La palabra Buda es un título no un nombre. Significa “alguien que está despierto” en el sentido de haberse “despertado a la realidad”. El título describe el logro de un hombre llamado Siddharta Gautama, quien vivió hace 2,500 años en el norte de la India. Cuando tenía 35 años, después de largos años de esfuerzo, logró la Iluminación al estar en una profunda meditación. Durante los restantes 45 años de su vida viajó por gran parte del norte de la India, difundiendo su enseñanza del sendero hacia la Iluminación. Su enseñanza se conoce en el Oriente como el Buddha-Dharma. Viajando de lugar a lugar, Buda enseñó a numerosos discípulos, muchos de los cuales lograron también este estado de Iluminación.
budismoes
Buda no era un Dios ni profeta de Dios, tampoco se declaró; como un Ser divino. En el Budismo no existe el concepto de un Dios creador. El Buda fue un ser humano quien, a través de esfuerzos tremendos, se transformó; y trascendió; su limitación humana creándose en el un nuevo orden de Ser: Un ser Iluminado. El estado de Iluminación que alcanzó; tiene tres facetas: Es un estado de “Sabiduría”, de ver las cosas como realmente son. Es una fuente de “Compasión” o Amor que se manifiesta en una actividad constante para el beneficio de todos los seres. Y es la liberación total de las energías de la mente y cuerpo para que estén al servicio de la mente plenamente consciente.

El budismo llega a la conclusión de que felicidad y sufrimiento son “estados mentales”. Las circunstancias externas en sí mismas no son la causa de nuestra felicidad o nuestro sufrimiento, desde el momento que una misma circunstancia puede ser origen de dolor para una persona y de placer, o simplemente indiferencia, para otra. Al practicar las enseñanzas de Buda, o Dharma, nos protegemos a nosotros mismos del sufrimiento y de los problemas. Todos los problemas que tenemos en nuestra vida diaria se producen por la confusión, y el método para eliminarla es la práctica de Dharma. Practicar el Dharma es el método supremo para mejorar la calidad de nuestra vida porque esta no depende del desarrollo externo o del progreso material, sino que del desarrollo interno de la paz y felicidad.

EL Budismo se basa en las Cuatro Nobles Verdades. Esta es una de las enseñanzas más conocidas del budismo y se encuentra en todas las tradiciones. Estas verdades son:
La vida es sufrimiento;
El sufrimiento es debido al apego;
El apego puede ser vencido;
Existe un camino para conseguirlo.

Be Sociable, Share!